Usa la microSD como almacenamiento interno del móvil: ¿qué se gana con ello?

Móviles

El almacenamiento interno de nuestro móvil depende en gran medida de lo que nos hayamos gastado por el dispositivo. Los fabricantes ofrecen diferentes opciones de memoria y el precio sube a media que esta crece. Por suerte, esta memoria interna puede crecer en Android siempre que tengamos a mano una tarjeta microSD y nuestro móvil tenga ranura para este tipo de expansión.

Cuando vamos a comprar un móvil que nos gusta, si éste no tiene opción para insertar una tarjeta microSD, es preferible lanzarse a por una opción más alta de almacenamiento. Sin embargo, aquellos que pueden insertar almacenamiento externo adicional, tienen la opción de convertirlo en más memoria interna, gracias a que Android permite un formateo que considerará la microSD como tal.

Diferencias entre almacenamientos

Las diferencias entre almacenamiento portátil y almacenamiento interno de nuestra tarjeta microSD con claras y su objetivo responde a las necesidades de cada usuario.

Como almacenamiento portátil

Podemos mover la tarjeta SD y sus archivos, como fotos o música, a otro dispositivo, pero no podremos mover o instalar las aplicaciones al almacenamiento portátil.

Como almacenamiento interno

Solo podremos almacenar aplicaciones y datos en el teléfono en cuestión. Si movemos la tarjeta SD a otro teléfono, la tarjeta SD se borrará (es decir, se formateará). Una vez que hayamos borrado la tarjeta SD, ya se podrá utilizar en otro teléfono.

varias microsd en un movil

Hay que tener en cuenta que el uso como almacenamiento interno (que es nuestro objetivo) imposibilita que la memoria pueda ser usada en otro dispositivo para transferir archivos, a no ser que volvamos a formatearla como un dispositivo externo. Además, antes de formatear, debes saber que todos los datos almacenados en la tarjeta serán borrados, por lo que conviene disponer de una copia de seguridad.

Convertir microSD en almacenamiento interno

Para poder seleccionar nuestra tarjeta microSD como almacenamiento interno tendremos que ir al menú de Ajustes/Almacenamiento y seleccionar Tarjeta SD. Después tocamos en el icono de opciones y seleccionamos “Opciones de Almacenamiento”. Ahora pulsamos sobre “Formatear como interno” y después sobre “Borrar y Formatear”. Ahora debemos esperar a que termine el proceso y no debemos extraer la tarjeta ni apagar el móvil. En pocos segundos el proceso terminará y el almacenamiento interno de nuestro móvil habrá aumentado dependiendo de la capacidad de la tarjeta insertada.

formatear como almacenamiento interno

Posible problema

Existe un problema muy común, y es que tras formatear, Android podría lanzar un mensaje de aviso, tras detectar que la velocidad de lectura y escritura de la tarjeta no es lo suficientemente rápida. Esto podría hacer que la carga de archivos y aplicaciones se demore. Las opciones en este caso son limitadas, ya que si percibimos que todo va demasiado lento, tendremos que comprar una tarjeta microSD con una velocidad de lectura y escritura superior, como las de clase10.

Escrito por David Girao