¿Fotos borrosas? Cómo solucionar los problemas de la cámara del móvil

Móviles

Nuestro smartphone es una sofisticada herramienta de ingeniería en la que convergen múltiples elementos, que trabajando conjuntamente dan como resultado nuestra experiencia de usuario. En pocas palabras, como un eslabón de este sofisticado engranaje deje de funcionar, es posible que nuestro teléfono tenga que irse directo al servicio técnico. Pero en ocasiones ocurren fallos que sin ton ni son se arreglan solos o cuya solución es más fácil de lo que pensamos. ¿Tú cámara ha dejado de enfocar correctamente? Sigue leyendo porque esto te interesa…

Es un problema habitual, de repente la cámara de nuestro smartphone comienza a tomar fotos borrosas y su enfoque automático deja de funcionar correctamente. Esto puede deberse a varios factores y no debe asustarnos, porque la solución puede estar más cerca de lo que pensamos. Además, este problema puede darse tanto en los terminales más nuevos y avanzados como en aquellos que tienen más tiempo en el mercado.

Algo se mueve dentro

Las cámaras de nuestro smartphone están formadas por pequeñas lentes que se mueven mecánicamente con el fin de enfocar y cambiar la distancia entre el objetivo y el propio sensor. Esto es algo fundamental para realizar el llamado auto-enfoque, que en muchos terminales podremos realizar también de forma manual. Si tu smartphone ha dejado de enfocar correctamente puede deberse a un problema de hardware relacionado con este aspecto.

El Samsung Galaxy A90 estrenaría una cámara nunca antes vista en Samsung

Galaxy S10 cámaras

Cómo solucionarlo

En la web podrás encontrar soluciones que en ocasiones resultan satisfactorias. Reiniciar el dispositivo, borrar la caché o forzar el cierre de la aplicación de cámara son algunas de ellas. No obstante, si el problema persiste es posible que alguno de los pequeños elementos presentes en tu cámara se haya atascado impidiendo el correcto enfoque. En este caso lo que debes hacer es dar la vuelta a tu terminal y darle un toque firme con el dedo. Sorprendentemente este método funciona en la mayoría de los casos. Si el problema persiste podemos probar a agitar o golpear el teléfono firmemente contra la palma de nuestra mano.

pocophone f1

Siguiente generación de cámaras retráctiles, duales y con flash LED

El problema debería solucionarse con todo lo anterior. No obstante, si nuestro terminal ha sufrido las consecuencias de un golpe fuerte anterior o ha sido salpicado por algún líquido, será conveniente acudir al servicio técnico. Por otra parte, si tu problema se solucionó mediante el método anterior pero es algo que suele ocurrir a menudo, se recomienda igualmente que un profesional eche un vistazo al equipo.

Escrito por David Girao

Fuente > PhoneArena