Olivia y WhatsApp, el engaño que envía contenido pornográfico a los niños

software

Llevábamos tiempo sin hacernos eco de ninguna estafa de WhatsApp digna de mención y hemos vivido un tiempo tranquilos sin que ningún peligro nos amenazara desde la aplicación de mensajería. Sin embargo, hoy descubrimos una amenaza, no dirigida a nosotros sino lo que es peor, a nuestros hijos. Así es el nuevo engaño de Olivia y WhatsApp.

Al igual que hace semanas MOMO causaba estupor entre grandes y pequeños por la rápida viralización de algo o alguien que entablaba conversaciones poco apropiadas a través de la app de mensajería, ahora Olivia aparece en WhatsApp para entrar en contacto con los más pequeños de la casa.

Según desvela el portal La Vanguardia, en base a numerosos usuarios de Twitter, alguién o algo que se hace llamar Olivia, simula ser una amiga de un compañeros de clase de la escuela de tus hijos para quedar guardado en el móvil de la víctima. Tras unas pocas líneas de conversación “Olivia” manda una URL donde dice que podremos ver su fotografía, pero realmente se trata de una página web de contenido pornográfico.

Un peligro para tus hijos

La estafa de Olivia y WhatsApp ha comenzado a extenderse por Reino Unido, donde la policía ya alerta de este peligro para que los padres puedan actuar en consecuencia. A título personal, a principios de semana te recomendamos instalar una serie de apps para controlar lo que hacen tus hijos con el móvil que, entre otras cosas, permite descubrir el historial web de su móvil y ver si han accedido a alguna web de contenido pornográfico motivados por Olivia y WhatsApp.

¿Qué hay que hacer en caso de recibir la poco agradable visita de Olivia? Sencillo: bloquear el número de teléfono desde WhatsApp accediendo a los ajustes del contacto (pulsando sobre los 3 puntos de la parte superior izquierda) y pulsando sobre el menú “Más”- Acto seguido marca la opción “Bloquear contacto” y elimina el chat de tu lista de conversaciones.

olivia whatsapp

Si no bloqueas el teléfono y solo borras la conversación, es bastante probable que Olivia vuelva a aparecer por la aplicación de mensajería instantánea una vez más, exponiendo de nuevo a los niñosa l peligro que supone el acceso a webs de contenido pornográfico.

No está claro si, quien esté detrás de Olivia, es capaz de provocar un mal mayor en los teléfonos de las víctimas, pero es algo bastante probable y, sin saberlo, podemos estar dando acceso a un ciberdelincuente a nuestra agenda de teléfonos o información privada propia y de nuestros contactos.

Escrito por Miguel Martínez

Fuente > La Vanguardia