El Sony Xperia Z Ultra (Google Play Edition) recibe Android 5.0 Lollipop

Sony

Hace poco nos hacíamos eco de la llegada de la ROM AOSP de Lollipop al Sony Xperia Z Ultra pero sus usuarios, al menos de los Google Play Edition, ya no tienen que preocuparse porque la actualización del terminal a Android 5.0 va vía OTA camino de sus terminales.

Finalmente, el Sony Xperia Z Ultra será el primero de la marca japonesa en recibir la actualización a Android 5.0 Lollipop mientras todavía la siguen esperando el resto de sus dispositivos de cabecera (Xperia Z1, Z2 y Z3). La actualización que está llegando ya a los usuarios con un Google Play Edition del Xperia Z Ultra tiene un peso total de 397,3 MB y requiere de contar con 500 MB de espacio libre en el terminal, nada mal si vemos que iOS 8 pesa cerca de 1 GB y necesita de unos 4 GB de espacio libre para instalarse.

Sony-Xperia-Z-Ultra_14

Cómo es lógico, esta actualización será más liviana que los terminales con Xperia UI, dado que carece de esta y muestra sólo el Material Design puro de Android 5.0 Lollipop. Además, añade todas las mejoras que ya hemos podido ver en el Nexus 6 que hoy mismo se ha presentado en España por parte de Vodafone, aquí podéis encontrar todos los precios.

xperia z ultra lollipop

Lo bueno de esta actualización es que pude ayudar a los desarrolladores, cuando se hagan con la ROM, a preparar sendas imágenes preparadas ya para funcionar sin problemas en otros terminales Xperia Z, eso sí, transformándolos en Google Play Edition pero con todos los servicios funcionando sin problemas. No olvidemos que las opciones hasta ahora pasan por ROMs AOSP, que si bien son una gran oportunidad para probar las características del nuevo sistema operativo de Google, en la práctica, son poco fiables y tienen algunas funciones esenciales que no terminan de funcionar.

La actualización, como siempre, se irá realizando progresivamente en los diferentes países ¿alguno con un Xperia Z Ultra Google Play Edition ya lo habéis recibido en España?

Fuente: GSMArena

Escrito por David G. Bolaños (@d_gomez_b)