Desactivar el bootloader del Sony Xperia Z3 Compact anula la tecnología propietaria del fabricante

Escrito por Víctor Rodríguez
Sony

El Sony Xperia Z3 Compact ha deparado grandes sorpresas para los desarrolladores y usuarios inmersos en el mundo de la Scene. Y es que el bootloader del modelo tiene un sistema de DRM que al desactivar dicho gestor de arranque inhabilita gran parte de la tecnología propietaria de la que hace uso el smartphone. La consecuencia directa es que la cámara deja de utilizar algunos de los algoritmos de compresión de la firma, con la consiguiente pérdida de calidad de las fotos, sobre todo en ambientes oscuros. Sin embargo, hay otras repercusiones.

A los fabricantes nos les gusta la Scene Android porque en cierto modo implica la pérdida de personalidad que la marca introduce en sus dispositivos, ya sea con capas gráficas, apps e incluso herramientas propietarias. Para evitar que los usuarios carguen firmwares no oficiales se empezó a utilizar el bloqueo del bootloader. De este modo se dificulta bastante la modificación del software nativo. HTC fue una de las marcas precursoras a las que le han seguido otras tantas. Sin embargo, esta táctica no gustó demasiado a los usuarios más avanzados, que se centraron en marcas más “facilonas”. Poco después los fabricantes se vieron forzados a ofrecer una vía oficial para desbloquear el gestor de arranque, aunque eso sí bajo unas condiciones particulares como la pérdida de la garantía.Pantalla del Sony Xperia Z3 Compact

Un cerrojo que condiciona

Ésta no parece que fuera una barrera para los usuarios, aunque Sony parece haber encontrado una estrategia mucho más intimidatoria. La marca no impide el desbloqueo del bootloader. Es más, en la página para desarrolladores facilita el método para liberarlo. Sin embargo, con el lanzamiento de los nuevos modelos – y en especial el Sony Xperia Z3 Compact– los nipones han encontrado un arma que por ahora logrará que muchos cesen en el empeño de instalar ROM personalizadas en el más pequeño de los nuevos Xperia, algo que ya era posible tras conseguir root y recovery alternativo. Lo cierto es que la situación difiere respecto al caso del Sony Xperia Z1, que por error dejaba de funcionar la cámara tras rootear el equipo.

La cámara, el componente que más evidencia los efectos de desbloquear el bootloader

Y es que tras las indagaciones de los primeros usuarios afectados, un representante de Sony ha confirmado todas las sospechas. Desbloquear el gestor de arranque del Sony Xperia Z3 Compact entraña la pérdida de un buen número de herramientas y funciones propietarias de la firma. La parte más afectada ha sido la cámara, ya que tras el desbloqueo dejan de funcionar algunos de los algoritmos de compresión de imagen patentados por Sony y que tan buenos resultados ofrecen (de ahí la fama de la firma gracias al rendimiento fotográfico de sus smartphones). El desenlace es que las fotografías tomadas en situaciones de poca luz son las que muestran con mayor evidencia que no existe el respaldo del software del fabricante.Camara Sony Exmor RS en Sony Xperia

Otras repercusiones sobre el sistema

A medida que ha trascendido la noticia, la cooperación de los usuarios afectados ha permitido comprobar que la cámara no es el único elemento que ve reducido su rendimiento por el desbloqueo del bootloader. Al parecer, la función Bravia Engine de la pantalla, las herramientas Miracast y Mirror Link, además de la app y servicios asociados de Sony Entertainment Media dejan de funcionar.

Protección de software por DRM

La razón no es otra que el control de acceso a la tecnología propietaria de Sony a través de DRM, una gestión digital de derechos. Al desactivar el gestor de arranque, el software de la firma queda protegido e inaccesible al no reconocerse las claves del software original, por lo que deja de funcionar. Éste sería el motivo de que los usuarios del Sony Xperia Z3 Compact hayan perdido dichas funcionalidades, al menos según lo indicado por uno de los representantes de la compañía. Ahora queda por confirmar si existe modo alguno de volver a restaurar el software de Sony y lo que es peor para los desarrolladores, confirmar si este método se extenderá al resto de nuevos modelos.

Para comprobar el degradado de las fotos tras desactivar el Bootloader podéis visualizar esta foto antes de liberarlo y esta otra después del desbloqueo

Fuente