Así es el Samsung Gear Fit, todos sus componentes al descubierto

Samsung

Una vez más, el equipo de iFixit ha hecho su labor desmontando por completo uno de los nuevos dispositivos wearables de la compañía surcoreana líder en tecnología de consumo, el Samsung Gear Fit. El pasado miércoles os mostrábamos el despiece del Samsung Gear 2, el reloj inteligente del fabricante surcoreano para esta nueva generación. Pero en esta ocasión, es la banda deportiva a la que le ha llegado el turno de pasar por los destornilladores y demás herramientas que dejan completamente al descubierto todos sus componentes de hardware.

Como ya adelantábamos, el Samsung Gear Fit ha llegado a manos de iFixit y, como siempre hacen estos chicos, lo han desmontado por completo y paso a paso desvelando cada uno de los componentes de hardware que la pequeña banda deportiva del fabricante líder en tecnología de consumo incorpora. Además, como podréis ver al comienzo del siguiente punto, nos dejan conocer un pequeño “secreto” del Samsung Gear Fit.

El Samsung Gear Fit tendrá correas intercambiables, fácilmente intercambiables

Tal y como desvelan los chicos de iFixit en el comienzo del despiece del Samsung Gear Fit, la correa de este dispositivo se puede quitar con mucha facilidad, lo cual denota que, en realidad, son intercambiales y, por lo tanto, nuestra fuente espera que próximamente el fabricante surcoreano comience a lanzar todo tipo de accesorios para su banda de seguimiento en actividades deportivas y relacionadas con la salud, el Samsung Gear Fit.

cuerpo samsung gear fit ifixit

El Samsung Gear Fit, por su parte, es un dispositivo que entraña un grado de dificultad para reparaciones superior al mostrado por el Samsung Gear 2. Mientras que el reloj inteligente obtuvo una puntuación de 8, el Samsung Gear Fit se ha quedado en 6 puntos. Recordemos que, en ambos casos, la puntuación está medida sobre un máximo de 10, que significa el nivel máximo de dificultad para demsontarlo. La correa, como adelantábamos, es realmente fácil de sustituir, no como la batería que sí implica una mayor técnica. Por último, gran parte de los componentes están soldados a la “placa base”, y acceder a ellos supone, en cualquier caso, extraer la pantalla y, por lo tanto, un elevado riesgo.

Fuente: ifixit.com

Escrito por Carlos González Villamil