Análisis del Wiko Highway, un smartphone interesante con algunas carencias

Móviles

El Wiko Highway es la primera intentona de la firma para abandonar su etiqueta de fabricante de móviles chinos de gama baja.  Para ello dispone de algunos componentes, como su procesador de ocho núcleos o los 2 GB de memoria RAM que integra. Pero como veremos el resultado queda muy lejos de lo que entendemos por un móvil de gama alta. Y es que hacer un buen móvil de gama alta no solo es cuestión de megapíxeles o núcleos.

Este dispositivo está pensado para que se cambie la percepción de Wiko. Aparte de lo indicado antes, también se debe conocer que su cámara trasera es de 16 megapíxeles (la delantera de 8 Mpx) y que su pantalla de cinco pulgadas ofrece calidad 1080p. Ya entraremos en detalle pero para empezar la cámara sobresale de manera evidente sobre la carcasa, claro detalle del poco esmero que la firma se ha tomado por integrar la cámara en la estructura del terminal. Claro que ese ejercicio, propio de las firmas de gran calado, supondrá un coste de producción mayor. Además conviene tener claro que otros detalles lo alejan de la gama alta de producto, no es 4G y no dispone de NFC. Además, que su batería es de sólo 2.350 mAh, lo que penaliza mucho su autonomía. Adicionalmente, no se debe olvidar que incluye 16 GB de almacenamiento, pero que no es ampliable, ya que no dispone de tarjetas microSD.

Teléfono Wiko Highway

En definitiva, un modelo interesante que cuesta 349 euros, lo que le hace atractivo, y que incluso supone una mejora en lo referente al diseño, ya que este Wiko Highway recuerda mucho al BlackBerry Z10, aunque con materiales de una menor calidad.

Leer la prueba completa del Wiko Highway

Escrito por Miguel Ángel Muñoz