Foxconn deja de producir el iPhone 5c para centrarse en el iPhone 5s

Apple

El pasado viernes, día 14, os mostraba nuestro compañero Víctor Rodríguez algunos datos en referencia a la producción del iPhone 5c, el teléfono inteligente “secundario” de Apple que, a nivel de ventas, se ha quedado también como “segundo plato”. Y, dada la básica ley de la oferta y la demanda, la producción de los dispositivos tiene que adaptarse al consumo, motivo por el cual una de las principales instalaciones de Foxconn dejará de trabajar en el iPhone 5c para centrarse únicamente en el iPhone 5s de Apple.

El iPhone 5s es el teléfono inteligente “principal” de la compañía de Cupertino, Apple, y así se ha confirmado también a nivel de ventas durante sus primeros meses de vida en el mercado. Como ya sabréis, Foxconn es un trocito del pastel entre los encargados de la fabricación de los teléfonos inteligentes de Apple y, por lo tanto, del proceso de producción del iPhone 5c. El terminal de Apple con cuerpo de policarbonato no sólo es fabricado por Foxconn, sino que también Pegatron Technology se encarga de ello, de hecho a ellos les corresponde el 70 % mientras que los de Foxconn cumplen tan solo con un 30 %.

Si comparamos las ventas del iPhone 5c con las del iPhone 5s obtenemos valores como un “tres por cada uno” siendo el iPhone 5s el más vendido de los teléfonos inteligentes de Apple – teniendo en cuenta sólo estos dos – y, aunque esto ya no es así, continúa liderando de manera destacable el modelo con Touch ID.

iPhone 5C caja

La diferencia es importante entre iPhone 5s y iPhone 5c

No es de extrañar en absoluto los resultados que están cosechando cada uno de los modelos de teléfono inteligente que Apple tiene actualmente en el mercado. Los dos nuevos dispositivos que fueron presentados en el mes de septiembre de este mismo año ofrecen unas características técnicas muy diferentes el uno respecto al otro. Mientras que el iPhone 5c no deja de ser poco más que un “restyling” del iPhone 5, el iPhone 5s ofrece un procesador con arquitectura de 64 bits que desborda potencia, un módulo de cámara completamente rediseñado y un llamativo sensor biométrico que recibe el nombre de Touch ID. También la diferencia es considerable en cuanto al precio, pero quizá no sea esto lo que ha marcado la diferencia.

Fuente

Escrito por Carlos González Villamil