La tecnología oculta del Samsung Galaxy S4 en una infografía

Escrito por R. Arranz
Samsung

Según apunta Samsung a través de su blog oficial, la innovación de su Galaxy S4 no es solo su pantalla, su procesador, su batería o su memoria RAM, sino su capacidad para transmitir comodidad y utilidad a través de las nuevas tecnologías. Aunque estemos fascinados por sus principales elementos de hardware, lo cierto es que al Galaxy S4 hay que atribuirle otros componentes como los sensores y las tecnologías de reconocimiento, recogidos por Samsung en una sencilla infografía.

Si eres aficionado a la tecnología, hay que reconocer que el Samsung Galaxy S4 es, en estos momentos, el terminal que está marcando tendencia. El fabricante coreano no quiere que solo conozcamos su S4 por lo que se ve a simple vista, sino también por lo que no se ve.

Por esta razón, Samsung ha publicado en su blog oficial, una sencilla infografía donde el protagonista es el Galaxy S4 junto con nueve sensores y su amplia gama de tecnologías de reconocimiento encaminadas a “entender” el comportamiento del usuario con la única finalidad de facilitar su manejo, sin complicaciones. Esta filosofía de fabricación va más allá de realizar funciones básicas como una llamada de teléfono, la navegación o la ejecución de aplicaciones. Así, al sensor geomagnético, barómetro, sensor de temperatura y humedad, de luz y de proximidad, se unen otros ya conocidos como el acelerómetro, el sensor de rotación o el que se encarga de detectar cuándo está o no abierta la funda protectora.

inforgrafía de la tecnología oculta del Samsung Galaxy S4

Sobre los sensores

Todos los sensores integrados en el Galaxy S4 permiten al terminal reconocer y comprender las acciones del usuario de tal manera que interacciona con él, proporcionando información útil o realizando ciertas funciones adaptadas a las circunstancias. Por ejemplo, el sensor de temperatura y humedad (en la base del teléfono) se encarga precisamente de medir estos dos parámetros para mostrar en pantalla al usuario los niveles de confort óptimos. Esta función se integraría dentro de lo que Samsung denomina S Health.

Otro ejemplo sería la capacidad del barómetro (también en la parte inferior) capaz de determinar la presión atmosférica del lugar donde se encuentra el usuario para establecer la altitud. Esta información, combinada con el acelerómetro (en la zona de la derecha) funcionando como podómetro, nos sirve para usar el Galaxy S4 cuando caminamos, determinando las calorías que quemamos.

En el blog oficial de Samsung tenéis muchos ejemplos de las posibilidades del Galaxy S4 pero antes de terminar os dejamos un ejemplo más, el sensor de luz RGB. Localizado en la parte superior izquierda de la pantalla, su misión es medir la intensidad de la luz, dato que, utilizado por la aplicación Samsung Adapt Display, optimiza el brillo y nitidez de la pantalla. La finalidad de esta acción es evitar la fatiga ocular cuando, por ejemplo, estamos leyendo. Te recomendamos que eches un vistazo a este blog y descubras lo que se oculta dentro del Samsung Galaxy S4.