iPhone es el teléfono más seguro, según el departamento de justicia de EEUU

Apple

Que iPhone es uno de los teléfonos más seguros -más bien habría que decir que iOS- es un realidad. Un aspecto que una entidad importante lo certifica sin ningún tapujo: el departamento de justicia de EEUU. Según ésto, si buscas un terminal seguro, no lo dudes, elije iPhone. 

Bueno, esto habría que preguntárselo a Scarlett Johanson, ¿verdad? Bromas aparte, esta entidad norteamericana ha dicho esto después de ver como le resulta complicado incluso realizar su trabajo a la hora de velar por la seguridad si lo que se investiga tiene a los iPhone como actores principales. Es más, el blog MIT (Massachusetts Institute of Technology) ha informado del caso de un oficial del departamento, llamado Ovie Carroll, en el que comentó textualmente lo siguiente:

Yo puedo decirles que, desde la perspectiva del departamento de justicia, si el dispositivo está encriptado, estás perdido… resulta casi imposible recuperar los datos de un iPhone sin infringir la ley”.

Y este señor no es un donnadie, ya que su cargo es el de Director del laboratorio par el cibercimen del departamento de justicia (CCIPS). Sin duda, unas declaraciones que sorprenden por lo dogmáticas que parecen, y que vienen a decir que iPhone es el teléfono más seguro.

No sólo es cuestión de encriptación

Aunque el mayor “dolor de cabeza” que se encuentran las autoridades cuando se enfrentan a un iPhone es la encriptación, no es la única línea de defensa que tiene este teléfono. Las denominadas “sandboxes”, que aíslan a los intrusos, y el PIN de acceso son otros problemas que se encuentran a la hora de investigar. Eso sí, se le olvida a Ovie Carroll que otros dispositivos cuentan con la misma protección…

De todas formas, los teléfonos son todavía un campo abonado para los fallos de protección, como se demostró al encontrar vulnerabilidades en aplicaciones, como por ejemplo DropBox o WhatsApp… cierto es que son programas de terceros y que estos fallos eran comunes a Android, por ejemplo, pero no vale echar la culpa a otro cuando por medio de él se puede acceder a partes no deseables del sistema operativo. Y esto es así en todos los casos.

La mejor protección de un teléfono es tener mucho cuidado con lo que se instala, no perderlo de vista o control en ningún momento y no confiar en casi nadie. Pero bien es cierto que, a día de hoy, iPhone en combinación con iOS parece la plataforma más segura. ¿Vosotros qué opináis?

Escrito por Iván Martín