Google adquiere Quickoffice

Generales

El hecho de que Google esté extendiendo sus redes sobre todas las áreas de negocio relacionadas con la movilidad, no es una novedad. Lo interesante de esta noticia es que se ha quedado con el negocio de Quickoffice, esa aplicación que muchos de nosotros conocemos y que es 100% compatible con los programas Office de Microsoft.

La compra de Quickoffice por parte de Google proporciona a la compañía una nueva arma de lucha contra Microsoft, sobre todo porque cada vez son más los usuarios que utilizan los teléfonos inteligentes y las tabletas para ver y editar documentos de texto, hojas de cálculo o presentaciones. Precisamente, es Quickoffice la aplicación que hace posible la compatibilidad de todos estos documentos de Microsoft Office en los equipos móviles. Esta maniobra comercial es una manera de tener a todos los usuarios bajo la tutela Google, ya que esta no es la única opción sobre la que ha trabajado el gigante de las búsquedas en materia de edición de documentos. De hecho, todos conocemos ya Google Docs, que se ofrece a través de Internet y de forma gratuita, o Google Apps, algo más sofisticado y de pago.

Desde un punto de vista de usuario, lo ideal es que las aplicaciones on-line de Google puedan interactuar a la perfección con los archivos y documentos Microsoft Office en los dispositivos móviles. Quickoffice puede ser la solución a este problema y analistas como Ted Schadler de Forrester Research esperan que esta aplicación permita sincronizar, en cualquier dispositivo, el trabajo realizado a través de Google Apps en un ordenador.

Google Quickoffice

¿Y qué pasa con Microsoft?

Pues parece que al gigante de la informática, no parece asustarle los movimientos de Google. De hecho, Clint Patterson, director de la división de comunicaciones de Microsoft Office, dijo ayer algo tan duro como que “el principal objetivo de Google es la publicidad por lo que no es extraño que estén intentando resolver las limitaciones de Google Apps a través de adquisiciones” (refiriéndose a la compra de Quickoffice). De hecho, parte de la tecnología utilizada en Google Apps es fruto de compras y adquisiciones anteriores.

A día de hoy, más de 400 millones de dispositivos están equipados con Quickoffice que puede funcionar sobre iOS y Android, y que tiene su versión completa de pago para aquellos usuarios que necesitan herramientas para compartir y de edición.

Google sigue y sigue

Los detalles financieros de esta operación no han sido desvelados por Google, pero lo que sí sabemos es que es el segundo acuerdo que anuncia esta semana ya que, el lunes comunicaba oficialmente la compra de Meebo para expandir su servicio de redes sociales. Para que comprendáis el poder adquisitivo de Google, solo un dato: en los dos últimos años y medio ha comprado unas 140 compañías.

Escrito por R. Arranz