El Samsung Galaxy S3 analizado por Cyanogen

Samsung

Cyanogen, el rey de las ROMs y por ende uno de los programadores de más renombre se ha pronunciado sobre el Galaxy S3. Antes que nada conviene saber que Cyano lleva tiempo trabajando para Samsung, por lo que opinión debe cogerse con puntillas.

Hasta que su relación con Samsung se hizo oficial, cosa que por otra parte se sospechaba desde hacía años, Cyano podía hacer gala de más independencia. Aún así su nivel técnico es elevado y siempre conviene saber que cuenta sobre el S3. Para pronunciarse ha usado su perfil de Google Plus.

Como era de esperar sus primeras palabras son de elogios, llegando a calificar de “sexy” al Galaxy S3. Además apunta que más allá de su delgadez, los botones físicos (encendido, botón frontal…) no le gustaron mucho al principio, pero que los ve cierta utilidad sobre todo cuando se quiere usar la cámara con precisión. Donde se deshace en halagos es con Smart Stay, la función que cuando se va a apagar la pantalla detecta si hay una cara mirando para mantenerla encendida o en su defecto apagarla. Es su preferida dice. En su repaso advierte del buen comportamiento del giroscopio. Si llegamos a la cámara no puede dejar de comentar la velocidad de retardo, prácticamente inexistente en el S3.

Cyanogenmod cara

Hablemos de ROMs

Metidos en el procesador y sus capacidades se centra en un tema que a él le interesa bastante, como son las ROM y asegura que es capaz de instalar una de su cosecha en un par de segundos. Siguiendo con trabajo asegura que podrá hacer muchas cosas nuevas en él y manifiesta abiertamente que los operadores cargan a este tipo de móviles con muchas cosas que les hacen más pesados informáticamente hablando. Habla de esto como una especie de contaminación ética de su causa. Dicho esto sigue apostando por un mercado libre de terminales móviles, como los que vende Google, sin prestaciones ni aplicaciones de los operadores, libre de verdad y sin subvenciones. Según él, los terminales tocados por los operadores frenan el trabajo de toda la saga de programadores y programas que hay en el mundo. Algo que es califica de arte. Cyanogen en estado puro.

Escrito por Miguel Ángel Muñoz