Nokia desbordada por la demanda del Lumia 900

Nokia

No conoceremos los datos oficiales de ventas del Nokia Lumia 900 a través de la red de AT&T hasta que no pase este segundo trimestre del año y ambas empresas presenten sus resultados financieros. Mientras tanto, nos tenemos que conformar con las declaraciones de fabricante y operador sobre la creciente demanda y la falta de existencias.

No hay datos definitivos, pero tanto Nokia como AT&T han comentado que las existencias del Lumia 900 se han agotado, lo cual es un buen indicador de cómo está funcionando este smartphone en el mercado norteamericano. Así, parece ser que el problema de software de las primeras versiones –que llevó a Nokia incluso a ofrecer el cambio gratuito de dispositivo– no ha tenido un efecto negativo en el consumo. De hecho, la multinacional finlandesa ha declarado que la mayoría de los usuarios que se vieron afectados por este primer problema optaron por actualizar el software que se les proporcionó antes que acudir a una tienda a realizar el cambio de dispositivo.

Nokia Lumia 900 AT&T

Páginas como All Things Digital o Neowin han recogido esta información sobre el hecho de que la versión azul del Lumia 900 no tiene actualmente existencias en la tienda on-line de AT&T y que la razón de esto es porque está agotado, no porque Nokia esté actualizando el software o renovando los equipos. Además, Karen Lachtanski, portavoz de Nokia ha comentado que esta falta de stock es consecuencia de la demanda ya que, como hemos dicho antes, la mayoría de los clientes que tuvieron algún problema con la primera versión optaron por mantener sus unidades actualizándolas a través de Zune. La misma portavoz ha comentado que el porcentaje de cambios gratuitos de dispositivo ha sido insignificante y que Nokia está produciendo más equipos, tan rápido como es posible, para satisfacer la demanda.

AT&T también apoya a Nokia

La semana pasada, la operadora estadounidense, comentaba que las ventas del Nokia Lumia 900 habían superado sus expectativas aunque, de momento, no hay cifras para demostrarlo. Además, apoya incondicionalmente la idea de que la falta de existencias del Lumia 900 no es porque Nokia esté retirando equipos o modificando su software, sino porque el aumento de la demanda ha agotado las unidades disponibles. A favor de Nokia tenemos que decir que nos pareció muy acertada su decisión de reconocer abiertamente el problema técnico en un número limitado de unidades y de dar una solución inmediata que pasaba por: cambiar gratuitamente el equipo y por dar un crédito de 100 dólares por las molestias ocasionadas. Ambas cosas, estamos seguros, de que han ayudado a que los clientes mantengan la confianza en la compañía finlandesa.

Escrito por R. Arranz