Samsung demandará a Apple por infracción de patentes si presenta un iPhone 5 LTE

Escrito por
Apple
0

La noticia más sonada de los últimos días, y posiblemente del año, ha sido la condena a Samsung, que deberá pagar 800 millones a Apple por infracción de patentes de diseño. Sin embargo, la lucha entre ambas compañías no queda aquí. Los surcoreanos tienen intención de demandar a la compañía californiana si ésta presentara un iPhone 5 LTE, con conectividad 4G.

Dicen que la venganza es un plato que se sirve en frío. Buena nota habría tomado Samsung si se confirma la posible denuncia de los asiáticos contra Apple. Ésta amenazaría un lanzamiento comercial “tranquilo” del dispositivo si es que entre sus características técnicas figura la conectividad LTE.

La lucha entre Apple y Samsung parece no tener fin. La batalla legal entre las dos multinacionales es extensa, pero los próximos acontecimientos pueden intensificarla. Si había lugar a dudas sobre si la resolución de la demanda de Apple en EEUU sería el fin, todo apunta a que será todo lo contrario. Una combativa Samsung estaría ideando el próximo asalto legal puesto que se dice que los surcoreanos esperan pacientes a la presentación del iPhone 5. Si los acontecimientos se producen según lo previsto, el evento se producirá el próximo 12 de septiembre.

De confirmarse que el iPhone 5 tendrá conectividad LTE, el fabricante asiático pasaría a una posición de ataque. Según los analistas de iRunway, Samsung cuenta con un 10% del total de las patentes relacionadas con la tecnología LTE y el funcionamiento del chip compatibles. Además, de ese 10% de propiedad intelectual, los más experimentados en la materia indican que el 12% garantizan la viabilidad de una demanda pues afectaría de lleno al funcionamiento del hardware que posibilita la conexión de la banda ancha ultrarrápida.

Según los mismos analistas que proporcionan los detalles, Samsung esperará hasta el lanzamiento del iPhone 5 para no alarmar a Apple, que ya ofrece un dispositivo con conexión LTE o 4G con el nuevo iPad. De este modo, los surcoreanos potenciarían el daño de una posible sentencia a su favor, pues no darían tiempo a los de Cupertino para variar los componentes y patentes susceptibles de ser utilizadas sin permiso en su iPhone 5, con las consecuencias que eso conllevaría.