El Samsung Galaxy S3 ya tiene el procesador Exynos 4 confirmado oficialmente

Escrito por
Samsung
0

La multinacional coreana ha confirmado que su nuevo modelo Galaxy, sin ponerle ningún apellido, llevará en su interior el procesador Exynos 4 de cuatro núcleos a 1,4 GHz. La presentación oficial de este nuevo smartphone se producirá en mayo y implementará este procesador de 32 nm HLMG de baja potencia y diseñado para el ahorro energético –un 20% menos de consumo que la última versión de doble núcleo–.

El nuevo procesador de cuatro núcleos, Exynos 4, basado en HKMG (High-k Metal Gate), a 1,4 GHz, permite que terminales inteligentes y tabletas puedan conseguir un ahorro energético sin precedentes, de hasta un 20% en comparación con el Exynos 4 de 45 nm y doble núcleo. Este será el procesador, tal y como ha dicho Samsung, que irá integrado en el próximo terminal Galaxy que se dará a conocer oficialmente en mayo. Lo curioso de la nota de prensa oficial es que, literalmente, habla del Exynos 4 diciendo: “Ya en producción…”, como si este proceso acabara de comenzar. Por eso hemos leído en algunas páginas la posibilidad de que Samsung presente uno de los mejores teléfonos del mercado, sí, pero no el Galaxy S III porque podría no estar listo para esa fecha. La duda es razonable sobre todo después de que acabara la cuenta atrás (“teaser”) que pusieron en marcha hace 3 días en la que Samsung no enseñó nada. Así que no nos queda otra que esperar al 3 de mayo.

Sin embargo, lo importante –y que sí se puede confirmar– es la existencia de este procesador y el hecho de que está implementando en, al menos, un equipo de Samsung de la serie Galaxy. Su potencia y alto rendimiento permiten el desarrollo de capacidades multimedia que superan a cualquier procesador de los que hoy existen en el mercado. Como los cuatro núcleos del Exynos 4 tienen que compartir la misma batería, la gestión energética y el ahorro son absolutamente indispensables.

Prestaciones

Además del alto rendimiento y la eficiencia energética, el Exynos 4 permite realizar más tareas en un mismo periodo de tiempo. Por ejemplo, el streaming de un vídeo se puede ejecutar a través de uno de los núcleos mientras que los otros tres se encargan, al mismo tiempo, de actualizar una aplicación en segundo plano, conectarse a la Red y comprobar que no entren virus. El hecho de tener cuatro núcleos también permite el procesamiento en paralelo, es decir, un reparto de la carga de trabajo entre todos para mover aplicaciones pesadas como juegos 3D o edición de vídeo.

Por tanto, el Exynos 4 de cuatro núcleos tiene doble capacidad de procesamiento (puede grabar vídeo a 1080p HD a 30fps) que el Exynos 4 de doble núcleo pero también consume un 20% menos de energía. Esta es la clave de los procesadores del futuro porque el tamaño de las baterías en los terminales móviles y las tabletas es una desventaja. Además, el nuevo Exynos tiene el mismo tamaño que su predecesor de dos núcleos con lo que los fabricantes de dispositivos no tendrán ningún problema físico para adaptarlo a sus equipos.